Frases que toda mujer ha dicho en alguna ocasión

Publicado por

Venga va, no me lo neguéis, todas hemos dicho algo así en algún momento determinado.  Analicemos cada una de estas frases con un poco más de detenimiento:

 

  • ¡Qué va, esto es del año pasado!: Salimos de la habitación con unos zapatos, pantalones o blusa nueva. Nuestra pareja nos mira, saca una radiografía mental del modelito y nos dice: “Ya te has comprado otros zapatos”. Nosotras muy dignas y casi ofendidas respondemos: “¡Que va, cari. Estos son del año pasado!” Y si me apuras aún tenemos el morro (yo por lo menos) de aún sabiendo que te los compraste ayer decirle: “Mira que poquito te fijas en mí que ni siquiera te habías dado cuenta. Anda que…”.

 

  • A ti es a quien le tiene que gustar: Lo típico, tu amiga ha encontrado novio y quiere saber tu opinión sobre el muchacho. Puede que te parezca el chico perfecto para ella, entonces genial, las palabras saldrán solas. Pero, en otros casos puede que el maromo en cuestión no te haga mucha gracia, bien porque has visto en él algunos detallitos que no te dan confianza o bien porque es un crako sin gracia alguna. Aquí es donde después de irnos un rato por las ramas acabamos pronunciando estas palabras: “A ti es a quien le tiene que gustar, querida”. Delicada, pero honesta. Tu amiga ya sabe que tiene que andarse con mil ojos porque algo falla.

 

  • A mi me da igual, tú verás lo que haces: Frase que parece comprensiva, pero que es lapidaria y casi siempre dirigida al marido o novio. Con estas palabras la pareja en cuestión ya sabe que va a tener problemas sí o sí.

Si no hace lo que le apetece: malo. Morros asegurados porque la mujer en cuestión va a analizar cada uno de sus gestos y acabará diciendo: “Tendrías que haberte ido. Se te nota que no te apetecía nada mi plan”

Si el chico es un aguerrido valiente y decide hacer lo que tenía pensado, vamos lo que le apetecía, lo siento mucho pero aún será peor: el día siguiente lo pasará condenado a suspiros, malas caras e incluso la indiferencia.

  • Nada, no me pasa nada: Esta frase podría ser la continuación a lo anterior y significa (apuntarlo, chicos) “Deberías de saber lo que me pasa, porque has hecho algo que me ha jodido mucho aunque sea una tontería insignificante, pero ahora si te atreves a hacerme una gracia soy capaz de morderte la yugular y mirar como te desangras sobre la alfombra”. Ahí lo dejo…

 

  • ¡¿Pero qué dices?! ¡A mi ese no me gusta nada!: Esta frase se emplea cuando tu amiga está hasta las narices de oírte hablar y quejarte de ese chico. Sí, ese, tú ya sabes del que hablo. Pues bien, sueltas la frasecita y acto seguido empiezas a pegarle vueltas al asunto hasta que acabas convenciéndote de que el estúpido ese que hace chascarrillos sin gracia, el que intenta ligar con toda aquella que se le cruza, el que lleva esos pantalones ceñidos tan cursis que marcan un culazo estupendo y que cuando sonríe consigue que se te caigan las bragas, ese maromo puede que te guste.

16 comments

  1. Nada, no me pasa nada, me parece una frase peligrosa. Significa que eres un melón y que no te enteras de nada o que tienes la sensibilidad por el mismísimo trasero… pero que pasar, te aseguro que pasa. Interesante análisis verbal. Es curioso porque con el paso del tiempo he aprendido del poder del lenguaje del silencio. En mi caso te aseguro que si me callo o doy la callada por respuesta, entonces, cuidadín. No podía ser perfecto claro.
    Abrazacos (esto es nuevo)

    Le gusta a 1 persona

  2. ¿Y si introducimos el punto de vista masculino? Voy a probar:

    -¿A qué voy yo y lo encuentro? Bueno, esta frase es típica de mujeres que son madres, pero ¿quien no la ha oído alguna vez? Ah, y la jodía va y lo encuentra.

    -¿Ves? ¡Te lo dije!: vaya, ¿Que consorte no ha oído esto de labios de su amada? Si hay alguno, más que consorte es “consuerte”. Y el caso es que sí, que te lo había dicho. Natural, ella no para de decir cosas, raro sería que no acertara alguna vez.

    -¿Qué estás pensando amor? ¡Dios! ¡Peligro! ¡Ponte a resguardo! ¡Pide ayuda a los vecinos! ¡Ve al hiper y compra comida para un mes! Porque no le importa un bledo lo que pienses, solo quiere que le digas ¿y tu? Y eso no se atreve a preguntárselo a su pareja no Frank de la jungla.

    Espeto amiga que está addenda de tópicos sobre el tema ayude a completar el repertorio, y perdón por la intromisión. Un abrazo!!!

    Le gusta a 1 persona

    1. Intromisión bienvenida. Muy buenas aportaciones. Lo de encontrar las cosas viene igual de bien con un hijo que con un marido. El “te lo dije” no suelo utilizarlo porque si alguien me lo dice a mi me molesta un montón.
      “Qué estás pensando?” Es igual de peligroso que “Tu verás”. La conclusión es la misma: final fatal.
      Besacos, Israel!

      Le gusta a 1 persona

  3. Comento como observador de dichas frases, y no actor, claro 🙂
    Desde luego, lo de “Nada, no me pasa nada”, o su variante muda (no decir nada a la pregunta de “¿Qué te pasa?” y mirar al infinito con mirada perdida), sí, me la conozco y tal 😀 😀 😀

    Le gusta a 1 persona

  4. Las generalidades no conocen de hemisferios, me encanta. Suelo decir: “Hacé lo que quieras, vos sabrás”, o sea, podría contestar mil y una cosas diferentes y zas… Vuelvo a decir lo mismo jaj
    Ahora que lo leo y me leo, no sé ni cómo me aguanta…
    Abrazo

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s